Imagino que muchos de vosotros no conocíais éste producto, pero debeis de saber que es algo bastante interesante desde el punto de vista nutricional hasta su aplicación en la cocina más exigente. Comienza a encontrarse en algunos comercios especializados, pero aún así no está muy introducido en nuestro país. Tiene múltiples beneficios para la salud, exento de químicos y contaminantes. Los cultivadores dicen de ella que es una fruta extremadamente delicada y que no pueden ser tocadas con las manos a la hora de ser recolectadas, dicen, que si alguien lo hace, transforma su color carmesí por otro más oscuro, prácticamente negro. Para evitarlo, sacuden el árbol y las que caen, las recogen con unas mallas de bambú que son transportadas y preparadas para su comercialización, en todo el proceso no son tocadas con las manos.

Si visitáis el sitio, http://www.bayasdelgoji.es/, os daréis cuenta de que es un producto muy especial y muy valorado, además de interesante.

Yo las he usado en una preparación en la que comúnmente usaríamos pasas, o ciruelas pasas o cualquier producto similar. Quiero decir con esto, que no necesariamente tendremos que usar éste producto pero sí, a veces es una forma de darle un aire distinto a una tapa o preparación, sin alterar el sentido del plato o la tapa.